Ligamentos y tendones: cuál es la diferencia?

Cuando se trata de mantenernos conectados con nuestro cuerpo, es importante saber un poco acerca de los tejidos que ayudan a unir nuestras partes. Es fácil confundir los tendones y los ligamentos, pero estos dos tejidos conectivos no son la misma cosa y en realidad realizan diferentes funciones en el cuerpo. Esto es lo que necesita saber…

Los tendones conectan los músculos con los huesos. Estas bandas de tejido fibroso, resistentes pero flexibles , unen los músculos a los huesos del esqueleto. Esencialmente, los tendones nos permiten movernos, pensemos en ellos como intermediarios entre los músculos y los huesos. Probablemente has oído hablar del tendón de Aquiles, que conecta los músculos de la pantorrilla con el hueso del talón. Este tendón es vulnerables a roturas y tendinitis, debemos tener cuidado y estirar el músculo de la pantorrilla para mantener el tendón flexibles.

Aunque son similares a los tendones,  el ligamento es una estructura anatómica en forma de banda, está compuesto por fibras resistentes que conectan los tejidos que unen a los huesos en las articulaciones. Los ligamentos son ligeramente elásticos, por lo que se pueden estirar y poco a poco alargar, aumentando de este modo, la flexibilidad. Pero si se extienden más de lo debido, los ligamentos pueden ser sobrecargados y poner en peligro la integridad de la articulación que se supone que deben estabilizar, por eso debemos estirar con precaución. El término doble articulación en realidad se refiere a las personas que tienen ligamentos altamente elásticos, que permiten que se muevan las articulaciones en posiciones más extremas que la mayoría de la gente. Aunque ningún ligamento juega un papel importante en los mitos griegos, los ligamentos que se encuentran en la rodilla, en especial el ACL (ligamento cruzado anterior), a menudo se habla mucho de estos, ya que son propensos a la romperse.

Fuente Fitsugar